Anoectochilus formosanus: Orquidea Joya

15.00

Anoectochilus formosanus.Anoectochilus es un género de orquídeas asiáticas que agrupa unas 50 especies. Pertenece al grupo de plantas que popularmente se conocen como “Orquídeas Joya” al igual que la Ludisia discolor, Macodes petola o Dossinia marmorata, por el hermoso colorido de sus hojas que suele ser más llamativo que las flores. Son hojas muy vistosas de un color verde fuerte, aterciopeladas y con muchas venaduras de color amarillo, naranja, rojizo, gris, etc.

Solo quedan 2 disponibles

Más información

También te recomendamos…

Descripción

 

Anoectochilus formosanus.Anoectochilus es un género de orquídeas asiáticas que agrupa unas 50 especies. Pertenece al grupo de plantas que popularmente se conocen como “Orquídeas Joya” al igual que la Ludisia discolorMacodes petola o Dossinia marmorata, por el hermoso colorido de sus hojas que suele ser más llamativo que las flores. Son hojas muy vistosas de un color verde fuerte, aterciopeladas y con muchas venaduras de color amarillo, naranja, rojizo, gris, etc.

 

 

 

Anoectochilus formosanus Hayata 1914 en un primer vistazo, si no está en flor, parece una Ludisia también, pero cuando florece es fácil apreciar la diferencia porque sus flores son muy distintas, en las que destaca su largo labelo blanco y los flecos amarillo vivo. Es una orquídea terrestre (en ocasiones litófita) que crece en bosques sombríos y húmedos en alturas entre 800 y 1.500 metros en Taiwan, la isla japonesa de Ryukyu y la provincia china de Funjian. Como curiosidad, la medicina oriental utiliza principios de esta planta para tratar diversos transtornos como antiinflamatorio, dolores abdominales, nefritis, como antidepresivo y un largo etc. que incluye incluso su utilización como  tratamiento contra mordeduras de ciertas serpientes. Las plantas recolectadas se llegan a pagar a 300 dólares americanos el kilogramo en fresco lo que amenaza la conservación de la planta en estado salvaje.

 

Al igual que a las Ludisias, les gusta un ambiente con sombra parcial o luz bastante difusa, como en su medio natural que están sombreadas por las ramas de los árboles. El tono de las hojas puede variar en función de la luz que reciban. En otoño e invierno pueden recibir algo más de luz, pero lo importante es que nunca le dé el sol directo. No tienen período de reposo, por lo que los riegos deben de ser constantes todo el año, asegurando que el sustrato se encuentre siempre húmedo, procura mantener la humedad estable, un 70% si es posible. El rango de temperaturas puede ir de 14 grados a picos de 30 grados, pero se siente más a gusto si no supera los 22 grados. Una diferencia de algunos grados entre el día y la noche estimula su floración. Abónala muy ligeramente todo el año. Si la pulverizas, procura que el agua no tenga cal porque se mancharán sus bonitas hojas. Sus hojas les encantan a las babosas y los caracoles, así que vigila sobre todo al atardecer y el principio de la noche cuando abandonas sus escondites y salen buscando hojas y brotes tiernos. Puedes cultivarla intercalando helechos entre ellas que ayudarán a mantener la humedad y crearán un bonito contraste de tonos verdes.

 

 

 

Crece bien en macetas o cestas anchas, poco profundas, en un sustrato con al menos la mitad de cortezas de pino pequeñas, otra parte de turba o compost de hojas de roble, un poco de sphagnum y arlita para asegurar un buen drenaje. Sus tallos se pueden cortar como esquejes de cualquier otra planta de interior y arraigan fácilmente por lo que es sencillo reproducirla. En el extremo cortado de la planta madre, pronto saldrán nuevos brotes y la planta se hará más densa. También se le conoce como Anoectochilus tetsoui.

 

Os recordamos que podéis seguirnos en nuestras Redes sociales Facebook e Instagram y en nuestro canal de noticias de Telegram.

Información adicional

Peso 0.3 kg
Abrir el chat
¡Hola! Somos The Green Corner
¿En qué podemos ayudarte?